Alison Mosshart, más allá de The Kills

Platicamos con ella sobre sus nuevos sencillos como solista, su libro de coches, el Coronavirus y más.

COMPARTIR:Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Alison Mosshart
Crédito / David James Swanson

Alison Mosshart ha estado siguiendo sus sueños desde que tenía 17 años. En 1995, cuando era solo una estudiante de preparatoria en Florida, formó con cinco amigos la agrupación de punk rock, Discount. Aunque la existencia de la banda fue efímera, dio paso a que Mosshart iniciara su longeva trayectoria en la industria musical. Fue gracias a Discount, de hecho, que ella pudo conocer al músico británico Jamie Hince mientras estaban de gira en la capital inglesa en el 2000.

Mosshart lo escuchó tocando su guitarra en la habitación arriba de ellos en el edificio donde se estaban hospedando y decidió hablarle. Una vez que Discount partió de regreso a Florida y Hince se quedó en Inglaterra, los dos empezaron a compartir ideas y música a distancia. No fue hasta que ella decidió mudarse a Londres meses después que el par fundó oficialmente el dúo de post punk, The Kills.

20 años han pasado desde entonces y Alison Mosshart ha estado tocando y publicando material con Hince por todo este tiempo. Ella también ha sido parte del súper grupo de Jack White, The Dead Weather, por 11 años. Asimismo, durante estas dos décadas se ha explayado a las artes plásticas y, recientemente, al mundo editorial con su libro sobre coches CAR MA.

Sin embargo, a pesar de que haya estado en la escena musical por tanto tiempo, nunca había compartido material como solista hasta hace un mes. A inicios de abril lanzó “Rise”, canción que debutó en el último episodio de la serie de Facebook Watch, Sacred Lies. Acompañado por un video musical que ella misma editó en los primeros días de la cuarentena, este lanzamiento sorprendió a sus fanáticos.

Ahora, Alison Mosshart vuelve con otro sencillo, titulado “It Ain't Water”, lanzado a través de Domino Records. Rolling Stone México habló en exclusiva con ella antes de su estreno sobre sus temas como solista, su vida durante la cuarentena y más.

 

Alison Mosshart 02

Crédito / David James Swanson

 

Alison Mosshart habla de sus nuevos sencillos, CAR MA, su vida en pandemia y más

¿Cómo has estado haciendo frente a la cuarentena?

He estado bien. Creo que me siento extraña, estos son tiempos muy extraños. Pero sólo trato de mantenerme lo más ocupada posible, así que he estado dibujando y pintando mucho, tocando música y haciendo videos. Trabajo, ya sabes. Todo lo que pueda hacer en mi estudio, básicamente, y eso hace que el día sea gratificante. Por ahora todo bien. Definitivamente no puedo quejarme porque estoy sana, mi familia está sana y realmente eso es lo más importante.

¿Puedes contarnos un poco más sobre cómo decidiste que “Rise” –tema que escribió en 2013– era la opción perfecta para la serie Sacred Lies?

Cuando me hablaron sobre el programa y estaba leyendo el guion, me reuní con ellos; no sé por qué se me ocurrió esta canción. Pero eso pasó, me acordé de ella desde el principio. Y pensé: “Voy a ir a casa a escucharla”. No lo sé, fue como un impulso. Sentí que ya la había escrito. Así que fui a mi casa, la escuché y todavía me sentía así. Y se las envié; les encantó y eso fue todo. Fue tan fácil como eso. Ni siquiera tuve que sentarme y escribir una desde cero.

Lo maravilloso es que ese tema me encantaba y nunca tuve una razón para grabarlo correctamente durante todos estos años. Y tener la oportunidad de grabarlo fue muy genial. Me encanta cuando una canción encuentra un hogar y cuando pude ir al estudio y hacer algo con ella. Así fue como salió. Quiero decir, hicieron la canción a su manera. No es, como, mía. Es el mismo tipo de melodía, palabras y eso, pero definitivamente un estilo diferente. Y tener la oportunidad de hacer la canción así fue genial.

Entonces, ¿cómo era la primera versión? ¿Cómo describirías su sonido inicial?

¡No tenía sonido! Ni siquiera había una [primera versión], era solo un demo que había hecho con una guitarra acústica, así que era solo la canción. Como, lo más directo que lo puedes hacer: “Así es como va la canción, aquí están las palabras, aquí está la melodía, ésta es la nota”. Ese era mi demo de este tema que hice en 2013 y eso fue lo que les envié.

Poder ir al estudio y usar instrumentos eléctricos y el ritmo y, ya sabes, todas esas cosas, esa es la canción que se ha realizado. Para mí, tener la oportunidad de ir al estudio y hacer eso fue genial, porque de lo contrario solo viviría en Demolandia por el resto de su vida.

 

Alison Mosshart 03

 

¿Te acuerdas del significado original de “Rise”? ¿Cuál es la historia detrás de ella?

Estaba en Londres, extrañando a alguien de Estados Unidos y sentía que las cosas estaban un poco difíciles y no sabía cuándo sería la próxima vez que iba a poder volver aquí. Y quedó atrapado en la canción. Simplemente no me sentía bien, pero también estaba tratando de ser muy optimista por mí y por mi amigo. Y de ahí salió.

Tampoco es que haya un vasto cambio de significado ahora. Siento que mucha gente se siente así. Muchas personas están atrapadas en varios lugares y extrañan a las personas en su vida que no pueden ver y están intentando superar esto. Siento que resuena.

Es apropiada y es una coincidencia lo bien que encaja con lo que está sucediendo en este momento.

Sí. Es la clásica canción de “te extraño”. La canción clásica de “esta mierda está difícil, pero vamos a lograrlo”. Y creo que eso puede aplicarse a casi todo.

¿Cómo aterrizaste el concepto para su video? ¿Cuál es la historia de fondo detrás de todo este material?

El concepto era suerte, pura suerte. Porque una semana antes había estado en Los Ángeles y un amigo me dijo: “Estos lowriders (autos clásicos modificados en su suspensión) van a pasar por el este de la ciudad. Es como algo ilegal que ocurre todos los viernes y siempre cambian de lugar”. Y había estado escuchando sobre esto por mucho tiempo y tenía muchas ganas de ir, así que descubrimos dónde estaban y fuimos. Llevé mi cámara de video y tomé un montón de material.

Luego, como una semana y media o dos después, estaba sentada aquí en Nashville y los del sello discográfico me dijeron: “Necesitamos un video”. Bueno, eso era todo lo que tenía, increíblemente el material más perfecto para el video de una canción llamada “Rise”. Era, como, de coches que en realidad podían elevarse. ¡Genial!

 

 

Entonces me estaba riendo y dije: “Bueno, quiero hacer este video porque no tengo nada más que hacer”. Así que comencé a editarlo y a aprender cómo usar programas de edición de video. Y luego me grabé en mi casa cantando como tres veces y luego lo editaba.

Y fue un absoluto placer, ¡me encantó hacerlo! Fue muy divertido, fue como hacer un fanzine o una pintura en movimiento descabellada o algo así. Era como otra forma de escultura. Nunca había hecho eso antes y realmente lo disfruté, así que ahora estoy obsesionada con hacer videos musicales. Tengo un nuevo pasatiempo en la cuarentena.

Escuché un avance de lo que supongo es una canción inédita titulada “It Ain't Water”, la cual tiene una vibra bastante similar a la de “Rise”. ¿Cuál fue su inspiración?

“It Ain't Water” la escribí el año pasado y fue inspirada en este tipo de temática en la que estás solo, estás sentado por tu cuenta, bebiendo y tu personalidad se transforma o de repente... no sé, estás hablando contigo mismo. Te estás convirtiendo en tu propia compañía, buena o mala. De este tipo de cosas solitarias y borrachas, de eso se trata. La escribí en Los Ángeles en mi comedor, una noche y me encantó.

Fue una de esas canciones que simplemente salió del aire. Se escribió por su cuenta. Salió de mi boca, de mis manos y entró en la grabadora y dije: “¡No mames, es una canción!”. Tuve mucha suerte de trabajar con Alain Johannes así que se la llevé y nos sentamos en el estudio un par de días y trabajamos en la instrumentación, sonido y vibra. Me gusta porque es muy cinematográfica, un poco oscura.

Y, de nuevo, es una canción bastante buena para la cuarentena porque se trata de estar solo bebiendo demasiado y eso es lo que todos estamos haciendo. ¡Aquí están sus dos canciones de pesadilla pandémica! Cuando se sientan crudos, escuchen “Rise”; les hará sentir mejor.

Apenas se sientan mejor y vuelvan a tomar, escuchen “It Ain't Water” y hagan ciclos y ciclos. También hice el video, justo después del de “Rise”, porque estaba, como mencioné anteriormente, 100% obsesionada con hacer videos y me dije: “¡Carajo!, quiero hacer uno para ésta también!”. Así que estoy muy emocionada de que la gente también lo vea.

¿Y qué fue lo que hiciste?

El video es diferente. Es un poco más conceptual, está en blanco y negro y es más un video performance. Así que hay menos cortes y es una vibra completamente diferente, lo cual me entusiasmó porque no quería volver a hacer el mismo video y, además, se me acabaron los lowriders. ¡Tuve que usarlos todos! Así que todo lo del segundo video fue grabado en mi casa, alrededor de mi estudio. Lo verán pronto.

¿Planeas lanzar más música como solista en los próximos meses?

Jamie [Hince] y yo estamos trabajando en un disco de The Kills por el momento, así que eso es lo que está pasando principalmente. Pero no puedo prometerles que saldrá en los próximos meses. Nunca se sabe, si esto continúa para siempre, alguna mierda extraña puede salir de esto. No sé lo que está sucediendo, pero ahora mismo estoy pasando mis noches y mis tardes trabajando en música de The Kills, así que eso está pasando.

 

 

Has estado en la industria musical por mucho tiempo, desde 1995 específicamente, cuando empezaste con Discount. ¿Cómo crees que has crecido como artista desde entonces? ¿Cómo ha cambiado tu arte a lo largo de los años?

Espero haber mejorado. Espero haberme convertido en una mejor compositora y una mejor intérprete y que haya descubierto cómo usar mi voz más como un instrumento. Para mejorar en esto se necesita toda una vida y hacerlo todo el tiempo, así que espero que ese sea el caso. Es muy difícil decirlo cuando es sobre ti y estás contigo las 24 horas, los siete días de la semana. Pero no lo sé. Para mí, a pesar de que han pasado tantos años, que son muchísimos años, siempre siento que hay mucho que no he hecho y hay bastante que aprender. Y es tan increíblemente emocionante y difícil para mí que no le puedo ver un final.

Has colaborado con muchos artistas de renombre (Jack White, Arctic Monkeys, Foo Fighters, Cage the Elephant y Primal Scream). ¿Hay algo que hayas aprendido de colaborar con ellos?

He aprendido mucho de todas las personas con las que he trabajado. Lo hermoso de los músicos y los artistas es que todos tienen una forma diferente de trabajar y una forma diferente de pensar y escuchar, una manifestación diferente de ideas. Es muy interesante para mí estar en un estudio con bandas a las que no pertenezco y ver cómo funcionan, cómo trabajan y ver lo que les gusta. Algunas personas son muy rápidas, otras se toman su tiempo. Algunas son conceptuales, otras se enfocan en la energía, como en la locura y la adrenalina.

Es maravilloso lanzarme a estas situaciones porque me incomodan, porque esa no es mi banda. Estoy tratando de darles algo que tienen en su imaginación, así que es divertido. Es como ser actor o algo así. Tienes que afrontar la situación, leer el ambiente y entender sus puntos de vista. Y en ese proceso de tratar de entenderlos aprendo mucho y estoy muy interesada. Me gusta trabajar con todo tipo de personas. No es aburrido, estar en la canción de otra persona es un gran desafío.

CAR MA es tu primer libro (colección de pinturas, fotografías y textos sobre una variedad de temas, principalmente sobre coches). Cuéntanos un poco más sobre el origen de este proyecto.

Fue genial. Me pidieron que hiciera un fanzine, un pequeño zine de 15 páginas para este proyecto de arte y me emocioné mucho porque amo los proyectos así. Solía hacer zines todo el tiempo cuando era más joven y no sé por qué me detuve, porque realmente lo disfrutaba. Así que comencé a trabajar en él, parpadeé y de repente tenía 120 páginas. Y me dije: “¡Mierda! No es un zine, es un libro. ¿Ahora qué?”.

Y pude haber seguido. Llegué al punto en el que me decía: “Si voy a poder imprimir esto, tengo que parar ahora”. Y así fue como sucedió. Comenzó como una idea para hacer un pequeño fanzine en el que debí haberme tardado unos dos días, y se convirtió en un libro que hice en un mes, el cual se agotó y del que Third Man lanzará su segundo tiraje en agosto.

De este libro hice un audiolibro que también lanzaré, es mucho más experimental. Traté de leerlo directamente y fue tan aburrido que me salí por la tangente con voces, personajes, efectos de sonido y tiene elementos musicales. Es como una bolsa de cosas muy extrañas mezcladas entre sí. De repente, el libro tenía un formato de audio y he estado haciendo pequeños videos para acompañar estos extraños sonidos, por lo que CAR MA es como una bestia de 10 cabezas.

Es una locura en lo que se ha convertido, así que de verdad lo estoy disfrutando y me encantaría hacer otro libro. Hacer muchos más. Es un proceso realmente agradable. Estoy emocionada de que llegue agosto, cuando todo será publicado y estará disponible en todo el mundo, porque el primer tiraje fue de sólo 500 copias y eso no fue suficiente. Desapareció en un segundo. Así que estoy muy feliz de que vuelva a salir.

 

 

¿Cómo ha afectado el surgimiento del Coronavirus a tu carrera como artista?

Es muy difícil responder eso todavía. Me siento como uno de esos músicos afortunados que no tenían una gira reservada, que no estaban en medio de una gira y que no tenían un álbum a punto de estrenarse. No tuve este momento masivo de “tu mierda está jodida” como lo tuvieron muchos de mis amigos. Pero tendremos que ver más adelante, porque obviamente The Kills está haciendo un disco y nos gustaría sacarlo y hacer una gira para promoverlo.

Y obviamente, los plazos de tiempo se están moviendo y de verdad no creo que las bandas vuelvan a hacer giras de manera segura para todos los involucrados hasta 2022. Eso está muy lejos y creo que, con esto en mente, será económicamente muy desafiante para la mayoría de nosotros y vamos a tener que ser inventivos.

Vamos a tener que ser creativos y ser inteligentes como cuando éramos adolescentes, cuando de verdad sólo queríamos hacer esto y no estábamos ganando dinero, porque ese amor tendrá que hacerse notar. Creo que nada nos impedirá escribir. Todos podemos escribir, comunicarnos. Pero vamos a tener que hacerlo de una manera extraña y nueva por un tiempo. Luego volveremos a hacer giras y la gente volverá a estar junta y eso será algo hermoso. Y de verdad espero que nadie lo dé por sentado de nuevo.

Puedo estar de gira por tres años consecutivos y diré: “Ni siquiera sé qué día es, no sé dónde estoy”. Como que puede volverse una locura y creo que todos nos estábamos moviendo a un ritmo tan desenfrenado que no me sorprende que nos encontremos en un punto muerto. Estábamos avanzando a velocidades que probablemente no eran seguras, para ser justos.

Pero no lo sé, realmente no lo sé. Al igual que el resto, puedo adivinar, pero sólo con el tiempo sabremos. Por el momento, lo más importante es que nos mantengamos positivos, que estemos cuerdos y que nos enfoquemos en el trabajo, en nosotros mismos y en nuestras familias, en las cosas que amamos y en poner algunas cosas en perspectiva.

En realidad creo que el arte, la música y las composiciones que saldrán del otro lado serán espectaculares. Porque ahora todos estamos pensando desde un espacio diferente y percibiendo la información de una manera diferente. Tenemos tiempo para profundizar y eso es genial. Así que sólo espero por el bien de todos que nos podamos mantener a flote, que encontremos una forma de hacer que esto funcione mientras tanto y que realmente demos lo mejor de nosotros.

Escucha “It Ain't Water”, la nueva canción de Alison Mosshart, aquí:

 

COMPARTIR:Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook