Era 1991 cuando Rage Against the Machine, en la sala de alguien en California, dio su primer show. La banda fundada por Zack de la Rocha y Tom Morello ganó popularidad durante la época de los noventa hasta su disolución en el año 2000. Siete años más tarde, se volvieron a juntar para tocar en algunos festivales. El que parecía que sería el último show del conjunto sucedió en el L.A. Rising Festival el 7 de julio de 2011.

En mayo de 2016, como respuesta a la elección de Donald Trump, Tom Morello, Brad Wilk y Tim Commerford se juntaron con Chuck D de Public Enemy y B Real de Cypress Hill para formar el supergrupo Prophets of Rage, mientras Zack de la Rocha comenzó a trabajar en material como solista.

En mayo de este año, Morello había hablado sobre la posibilidad de una reunión de la agrupación, diciendo: «En lugar de esperar a que se reúna Rage Against the Machine, formen sus propias bandas».

Ahora, se ha anunciado que el colectivo volverá al escenario del festival Coachella en 2020, además de que darán una serie de conciertos en El Paso, Las Cruces y Phoenix. La noticia estuvo presente esta mañana en las redes sociales de la banda con una emblemática foto de las protestas sociales en Chile. Por otro lado, Wayne Kamemoto, una persona asociada al grupo, y otras personalidades de la música han confirmado los rumores.

Parece que con las elecciones de Estados Unidos que sucederán el próximo año, Rage Against the Machine encontró la inspiración que necesitaba para regresar a los escenarios.